Tristeza en medio de las fiestas del Caimán Cienaguero

0
Foto: El Heraldo

Paola Murillo

Profundo dolor y tristeza embarga hoy los corazones de los habitantes del barrio San Juan, por el cariño y aprecio que le tienen a la familia de “Rafa” como le decían los más cercanos al joven patrullero Rafael Martínez Lora, sus padres Carlos Martínez Algarín y la docente Zenith Lora, eran muy queridos en el sector y mantenían una constante comunicación con su hijo.

El joven cienaguero tenía solo 24 años de edad, y junto a su compañero Cristian Andersson Palencia, fueron víctimas de un atentado criminal que hasta el momento es atribuido a las tropas especiales de la Comisión Rafael Villamizar del Eln, que opera en el municipio de Arauca, departamento del mismo nombre.

Rafael siempre fue un joven dedicado y solidario con sus vecinos y más allegados, y desde pequeño mostró las ganas de servir a su comunidad, es por esto que se enlistó a la Policia Nacional al igual que su hermano gemelo Camilo Martínez, quienes prestaron el servicio militar hace dos años y decidieron continuar como patrulleros, función que desempeñaba desde hace ya un año.

Como si hubiera sido ayer, así es el sentir de Auberto Jiménez, padre de crianza del uniformado, quien manifestó que Martínez Lora celebró la Navidad junto a él y sus familiares en tierras cienagueras pero, Rafael regresó a Arauca pues debía continuar con sus labores, mientras que su gemelo tuvo que permanecer en Ciénaga por causa de una repentina apendicitis que sufrió.

Auberto Jiménez, padre de crianza del uniformado, le contó a un medio impreso nacional que, la tarde del jueves 11 de enero se encontraban en la clínica General de Ciénaga, acompañando a Camilo, el hermano gemelo del difunto y quién también es policía, el cual fue intervenido quirúrgicamente de una apendicitis, cuando fueron enterados de lo ocurrido.

“Cuando Camilo salió de cirugía y fue pasado al área de recuperación recibió una llamada telefónica de un compañero que le informó de la muerte de Rafael”, afirmó Jiménez, quien reveló que aproximadamente al momento en que ocurrió el atentado armado contra el patrullero Martínez y su compañero, “su gemelo se cayó de la camilla y quedó bocabajo en el suelo”, en casi la misma posición en la que quedó su hermano. Al parecer por la conexión que entre ellos tienen los gemelos señalaba el padrastro.

La ciudad del Caimán más parrandero de la costa, se encuentra de luto, entre las hipótesis de los hechos está que, los oficiales de la institución de seguridad del estado atendieron en ese momento un llamado de la comunidad, momento que fue aprovechado por los insurgentes para atacarlos a mansalva. Los patrulleros heridos, fueron trasladados de inmediato al hospital San Vicente de Arauca, donde llegaron sin signos vitales.

Hasta el momento los familiares del patrullero no tienen un reporte oficial de quienes serían los responsables de este hecho, sin embargo, se maneja como primera hipótesis la autoría del ELN por su fuerte presencia en la zona del ataque, el Ejército de Liberación Nacional (Eln), no ha reconocido de manera oficial su responsabilidad en el hecho.
En próximas horas se espera que traigan sus restos mortales a Ciénaga para darle cristiana sepultura.

Dejar respuesta

*